Por Toño Quintanar

 

La marihuana es una droga la cual se ha vuelto un elemento sumamente activo dentro de la cultura a nivel mundial.

Mientras en Norteamérica su uso se extiende de manera cada vez más formal, países como el nuestro aún siguen pagando una cuota sangrienta a causa de las amañadas tendencias prohibicionistas que, sin lugar a duda, han causado mucho más daño que la droga en sí misma.

A continuación, te ofrecemos una lista con diez coloridas cintas que abordan el tema del consumo del cannabis. [m]

10. Grass. (Ron Mann, 2000).

El consumo de marihuana es una actividad que, durante décadas, ha sido satanizada por el Gobierno de los Estados Unidos. Este documental nos proporciona una visión histórica acerca de la propaganda de la que los grupos antidrogas se han valido para mantener a la población mundial en una constante burbuja de desinformación. Algunos comerciales son verdaderamente graciosos, mientras que otros resultan abiertamente indignantes.

9. Super High Me. (Michael Blieden, 2008).

Fungiendo como una sátira del documental de Morgan Spurlock (Super Size Me) este filme nos invita a observar los límites que el cuerpo humano es capaz de alcanzar en cuestiones cannábicas. El comediante Doug Benson se somete, durante treinta días, a una estricta dieta de porros con el fin de registrar los efectos de la marihuana bajo distintas y variadas situaciones.

8. Smiley Face. (Gregg Araki, 2007).

Una cinta verdaderamente hilarante. Anna Farris interpreta a una actriz amante de la hierba quien, después de devorar una bandeja entera de cupcakes cannábicos, habrá de sufrir una serie de desventuras capaces de arrancarle una sonrisa hasta al cinéfilo más amargado. Uno de los más grandes aciertos de esta cinta es esa desenfadada naturalidad con la que nos introduce en la alterada conciencia de la protagonista.

7. Evil Bong. (Charles Band, 2006).

La pachequez también puede ser un asunto de miedo. Si no me crees, pregúntale a los protagonistas de esta infame cinta de serie B. Después de adquirir un bong el cual se encuentra habitado por una extraña entidad maligna, un grupo de jóvenes habrá de experimentar un auténtico mal-viaje repleto de situaciones paranormales.

6. The Virgin Suicides. (Sofia Coppola, 2010).

Lo sabemos, esta cinta no gira en torno a la marihuana. De hecho, sólo un personaje (Trip Fontaine) es consumidor de cannabis. Sin embargo, con la fugaz aparición de este elemento basta y sobra para que obtengamos la versión más romántica que la historia del Séptimo Arte haya visto jamás con respecto a la figura del pacheco. Una situación que refuerza de manera palpable el ánimo idílico de la cinta.

5. Pineapple Express. (David Gordon Green, 2008).

Seth Rogen y James Franco son los encargados de protagonizar esta delirante comedia la cual involucra a una variación sumamente sofisticada de mota la cual, como te podrás imaginar, lleva el nombre de Pineapple Express. Intriga, misterios y harta hierba son los principales ingredientes de esta comedia diseñada para disfrutarse bajo los efectos de un buen porro.

4. The Big Lebowski. (Los Hermanos Coen, 1998).

Esta cinta nos presenta a uno de los pachecos más destacados dentro de la historia del Séptimo Arte; mismo que es interpretado por un Jeff Bridges quien se muestra verdaderamente inspirado. Jeffrey Leboski es un personaje el cual se torna una referencia explícita acerca de los estrambóticos procesos psíquicos característicos de aquellos individuos quienes hacen del consumo de marihuana un estilo de vida.

3. Dazed and Confused. (Richard Linklater, 1993).

Es 1976 y un grupo de adolescentes se encuentra ante su último día de escuela. Misma situación que, por supuesto, estará reinada por excesos de todo tipo; mismos entre los que destaca un obsesivo consumo de hierba. A pesar del carácter cómico de esta cinta, no podemos negar que en ella persiste un retrato exacto acerca de una generación la cual se negaba a seguir los lineamientos establecidos del sistema de su época para buscar sus propias ideologías vivenciales.

2. Up in Smoke. (Lou Adler, 1978).

Imposible dejar fuera a esta cinta de culto la cual ha tenido una enorme repercusión dentro de la ideología popular, volviéndose un referente inmediato de los estereotipos que giran alrededor de los stoners (cosa que tampoco es muy buena que digamos). A pesar de que la dupla gestada entre Richard Marin y Tommy Chong cuenta con una amplia cantidad de trabajos y producciones, no cabe duda de que ésta es su carta más emblemática.

1. The Union. (Brett Harvey, 2007).

Un retrato sumamente extenso e inteligente acerca del negocio del tráfico de la marihuana. En este documental podemos ver, desde los procesos que giran alrededor de la siembra de esta planta, hasta las repercusiones que su consumo tiene en la sociedad moderna; todo esto a través de una visión progresista la cual deja en claro que la prohibición de la marihuana es una imposición absolutamente equivocada.