Anthony Kiedis de Red Hot Chili Peppers fue hospitalizado ayer previo a su concierto en el KROQ Weenie Roast en Los Angeles, California. El cantante comenzó a sufrir “extremo dolor de estómago” horas antes del concierto.

El resto de la banda subió al escenario para confesar que no habría concierto esa noche. “Tocaremos para ustedes muy pronto, y tocaremos como los animales feroces llenos de amor que somos”, explicó Flea al público impaciente. Acto seguido la banda anunció que Weezer, quienes también estaban programados para tocar en el evento, tomarían el escenario en lugar de RHCP.

Recientemente la banda anunció que su nuevo álbum titulado The Getaway será liberado el 17 de junio. [m]