Tidal, el servicio de streaming creado por Jay-Z que no había logrado despegar desde su creación, con todo y el estreno exclusivo del video de “Feeling Myself” de Beyoncé en colaboración con Nicki Minaj, ni la exclusividad de “Work” el primer sencillo del anticipado octavo álbum de Rihanna: Anti, venga ni siquiera la metida de pata de la plataforma al liberar antes de tiempo el disco completo a salvado a Tidal de las críticas y la apatía del público.

Esto fue hasta que, el aún más anticipado, The Life of Pablo salió este domingo y después de que Kanye West debatiera sobre si lo pondría a la venta o no, finalmente decidió dejarle la exclusividad a Tidal y si, por fin lo logró, la app se convirtió rápidamente en la aplicación más vendida en la App Store de Estados Unidos, por encima de Snapchat, Messenger, Facebook y YouTube.

Al parecer lo único que necesitaban era un “pequeño” empujón del maestro de la auto promoción: Kanye West. [m]