Por: Arturo J. Flores

 

For all the girls that got dick from Kanye West

If you see ‘em in the streets give ‘em Kanye’s best.

“Famous”.

 

Muchas gracias, Kanye. Por tu culpa hoy tendré pesadillas con el culo de Donald Trump. Pensé que nada podría ser más repulsivo que su boca… hasta que me hiciste el favor de enseñarme su culo. Me queda claro que a él la mierda le brota por ambos lados.

Sí, también me mostraste las bellísimas nalgas de Rihanna y el inabarcable trasero de tu esposa, Kim Kardashian. Como si ella misma no nos lo presumiera cada 5 minutos en Instagram.

Pero en serio, Kanye. El culo de Trump a cambio de un topless de Taylor Swift me parece un trato injusto. He tenido que lavarme los ojos y la memoria con lejía. Mirar porno hasta que la imagen se largara de mi cabeza. ¿Qué son figuras de cera? Sí, amigo, ¿pero tenían que estar tan bien hechas?

kanyewest-famous--video

Rayos.

Como sea te reconozco el revuelo que armaste con tu video. Hasta a mí, que no soy tan fan de tu música, me picaste la curiosidad. Me rehúso a suscribirme a Tidal sólo para verlo completo. Estoy seguro que tarde o temprano alguien acabará por subirlo íntegro a la red. Así le pasó a Rammstein con el video de “Pussy”, en el que los músicos aperecen como protagonistas de una explícita película porno. En su momento costó sangre, sudor y lágrimas conseguirlo, pero hoy aparece a la primera consulta de Google.

Ya no parece tan escandaloso.

Sólo es cuestión de tiempo, Kanye. Pero mientras tanto, ahí anduve como loco navegando con la esperanza de ver completo el video de “Famous”. Sólo conseguí apreciar algunos fragmentos desperdigados por ahí y por allá.

Y tenía que ser precisamente uno en el que apareciera el culo de Donald Trump. Ni siquiera la panza de George Bush me dio tanto asco.

Le pregunté a uno de mis amigos hipsters si tenía un link donde pudiera ver completo el video. Su respuesta no podía ser menos congruente: “yo lo vi completo en un servidor de videos ruso, pero ya lo tumbaron de todos lados”.

También lo busqué entre algunos colegas mucho más old school. Salió peor. No tenían idea de lo que les hablaba. Para ellos Kanye West es algo que escuchan “los chavos”. No se han enterado que ya nadie usa la palabra “chavo” como no sea para referirse a los viejos.

Más allá de que el video de “Famous” sea una crítica a la cultura de las celebridades y los tabloides y que esté inspirado en un cuadro de Vicent Desiderio, su búsqueda me dio mucho tiempo para acordarme de ciertas cosas.

Por ejemplo, de la portada del Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band, de los Beatles. ¿Alguien es capaz de recordar el nombre de todas las celebrities que lo adornan, de la simbología y las leyendas urbanas que la rodean? ¿Cómo que Gandhi, Jesucristo y hasta Tin Tan estaban considerados en el montaje, pero fueron retirados por razones distintas?

beatles 5

En la carátula aparecen Marilyn Monroe, Marlon Brando, Edgar Allan Poe, Aleister Crowley, Bob Dylan, Oscar Wilde, Karl Marx, D.H. Lawrence y Shirley Temple, entre muchos otros. Aunque ninguno estaba desnudo (¡a Dios gracias, porque si “El Capital” me provocó insomnio en la Universidad, no quiero imaginar lo que hubiera sido conocerle las nalgas a Marx!), desde entonces quedo claro que a los consumidores de cultura pop nos vuelve locos que las celebridades se reúnan. Sobre todo si hacen cosas como beber, coger y tomarse selfies. Porque noticias: los famosos son también gente normal. Sí, Kanye, como lo dejas en claro en tu video.

Aquí algunos ejemplos:

The Hollywood Vampires

Fue un club de bebedores que Alice Cooper formó en los 70. Básicamente se trataba de que algunas viejas estrellas de rock como John Lennon, Keith Moon, Ringo Starr, Harry Nilsson y Mickey Dolenz, de The Monkees, se reunieran a ponerse hasta las manitas. Como cualquier Godínez en viernes de quincena. Una vez se publicó una foto suya en el periódico junto a una cantante desconocida llamada Anne Murray y la gente enloqueció. Tanto que se llenó el concierto de Anne, aunque nadie supiera quién era.

 

The Surreal Life

En lo personal, mi favorita fue la segunda temporada porque realmente reflejaba el concepto de surreal. Ni a Dalí ni a Bretón se les hubiera ocurrido una idea tan retorcida como obligar a convivir a Traci Bingham (de Baywatch), la participantes de realitties Trishelle Cannatella, el ex Patrulla Motorizada Erik Estrada, la cristiana Tammy Faye Messner, el dios del porno Ron Jeremy y el “rapero” Vanilla Ice. Qué ganas de buscar las repeticiones en YouTube. Pero en fondo no era sino una fiesta en Cuernavaca a las que vamos cuando no nos invitan.

ellen_selfie_oscars

La selfie de Ellen Degeneres

Más de 3millones de retweets no pueden estar equivocados. Esta imagen, en la que aparecen Jennifer Lawrence, Julia Roberts, Meryl Steep, Brad Pitt, Angelina Jolie, Channing Tatum, Kevin Spacey y Lupita Nyong’o se volvió un parteaguas en la historia de las fotografías tomadas con un celular. Tanta fama junta no podía pasar desapercibida aunque los dueños de la popularidad no estuvieran haciendo nada para cambiar al mundo… igual que nosotros.

Ignoro cuántas vistas o likes acumule “Famous” cuando tu video se vuelva viral. Mientras tanto te agradezco que sacudieras la aburrida monotonía en la que suelen caer de vez en cuando los timelines. Que le brindaras al Tren del Mame un pretexto para hacerse una paja mental con una figura de cera. Que por un momento nos olvidáramos de la renuncia de Messi y que nos libraras de la imagen de mirarlo dormir en pelotas junto a ustedes después de una supuesta orgía.

Kanye, nos enseñaste que si nos organizamos cogemos todos. Porque todos hacemos lo mismo que los famosos.

¿Pero te cae que era necesario mirarle el culo a Donald Trump?