Resurrexión es una marca de joyería urbana hecha a mano por artesanos mexicanos, la cual se distingue por elementos poco convencionales que apuntan a la magia, el amor, la vida y la naturaleza. Desde hace ya seis años, las famosas actrices mexicanas, Thanya López y Camila Sodi, son las mentes creativas detrás de esta pequeña casa de accesorios de arte, quienes han creado anillos, dijes, brazaletes, mancuernillas y fistoles con figuras llenas de esoterismo: garras, cráneos de cuervo, cabezas de lobo, escarabajos, calaveras, dagas…

Así escrito, pareciera que lo suyo pertenece más al mundo de los disfraces de Día de Muertos, que al de la joyería fina; pero los acabados de cada pieza logran que cada una destaque con elegancia y refinamiento, despertando el deseo por poseer, al menos una de cada modelo. El oro, la plata, la pedrería fina, la plata pavonada y el oro laminado son los elementos principales que dan vida a sus colecciones, y como artículos de lujo, se mantienen a precios verdaderamente accesibles para los amantes de este tipo de arte.

resurrexion

Las chicas Resurrexión nos cedieron unos minutos para conversar de su trabajo:

¿Cómo empezó Resurrexión?

Thanya: Camila tenía un grupo que se llamaba Ella y el muerto y yo hacía algunas piezas de joyería de hobby. Ella me pidió que le hiciera unos anillos para su personaje…

Camila: Mi personaje era muy dark y quería unos anillotes, pero todo lo que encontrabas era muy caro.

Thanya: Aparte no habían piezas como las que queríamos exactamente. Se nos ocurrió diseñar juntas, nos quedaron muy padres y dijimos, “¿por qué no hacemos una marca?”, y así empezó.

¿De dónde sale el nombre de Resurrexión?

Camila: Thanya y yo somos amigas desde hace quince años y hemos muerto y renacido varias veces. Hemos estado cerca de la muerte varias veces y de esos momentos difíciles salió el nombre.

resurrexionresurrexionresu_foto-18-copy-small

El estilo de joyería que hacen es bastante dark…

Thanya: Bastante gótica, las piedras que usamos tienen mucho de alquimia…

Camila: Es también muy urbana, pero no deja de ser muy mística: utilizamos piedras que tienen una vibración específica, animales de poder, figuras geométricas que tienen ciertos significados… desde hace miles de años los egipcios, los griegos, cortan piedras, metales y cambian su frecuencia energética.

¿Es complicado ponerse de acuerdo en cuanto a las piezas que diseñan?

Camila: Como en todas las sociedades, a veces sí, a veces no; pero generalmente tenemos una línea muy específica por la que nos guiamos las dos.

Thanya: Justo en este momento estamos en una reestructuración. Yo me he dado cuenta con el paso del tiempo de que me gusta mucho diseñar para hombres y a Camila le gustá más diseñar piezas más delicadas.

Camila: La línea que viene ahorita es para mujeres, es más delicada, no tan dark. Thanya va a hacer la parte para hombres.

resurrexion

Después de bocetar y diseñar, ¿cómo es el proceso siguiente hasta que el cliente tiene su joya en la mano?

Thanya: El proceso es largo. Empezamos con lluvia de ideas de lo que queremos. Después se hace un ejemplo en cera; se le hace una prueba en plata; de ahí se saca un molde y de ahí ya podemos empezar a producir la cantidad de piezas que necesitamos. Hacemos pocas para mantenerlo exclusivo y que no todo mundo tenga lo mismo.

Camila: Pero al final del día sí tenemos varias piezas que son las clásicas de Resurrexión. Tenemos una que nos la piratean mucho; nos dicen “es que ustedes dan más caro que en el centro de Coyoacán… ”.

Thanya: Hemos colaborado con actores amigos, hicimos las piezas para el personaje de Mónica Robles, de El señor de los cielos -actúa una amiga nuestra que es Fernanda Castillo-; no se quita el anillo, y ese anillo ha sido un éxito, es el que nos piratean. También hicimos una serie de cuervos. Por casualidad, Luis Gerardo Méndez nos las pidió para usarlas en Club de cuervos.

Camila: Creo que la gente que compra nuestras piezas busca algo muy específico; es gente con personalidad y estilo muy definidos. No hacemos piezas muy usuales, y no es que nosotras no le vendamos a quien las quiera; de repente las mancuernillas de calacas se las lleva gente muy conservadora.

resurrexion

¿Cuál ha sido la pieza más complicada de realizar?

Camila: Puede ser la garrita nueva que pesa como un bebé [risas]…

Thanya: Y el anillo “Alas” porque era muy difícil ajustar el molde a las tallas que le quedaran bien a todo mundo…

Camila: Todas las piezas tienen mucho trabajo de gente que lo está haciendo de manera artesanal, a mano. No es como una maquila.

Thanya: Hay piezas que dan mucha lata y tenemos que hacerlas otra vez para que queden bien; les ponemos piedras en bruto que tienen que encajar bien…

resurrexion

¿Cuánta gente trabaja con ustedes para hacerlo posible?

Camila: Empezamos solas; después fuimos al centro a buscar gente que nos ayudara. Luego encontramos un taller muy pequeño de 4 personas en Coyoacán. Luego dimos con uno muy grande de 20 personas.

Thanya: Ahorita somos una empresa pequeña, de veinte personas, nosotras como creativas.

Camila: Hacemos esto pero también, las dos tenemos nuestras carreras de actrices, yo tengo dos hijos. No fundimos la plata pero si estamos diseñando, escogiendo materiales, decidiendo acabados, atendiendo clientes personalmente y dándole seguimiento a la producción.

resurrexion

¿Cuándo presentan su siguiente colección?

Camila: Todos los años, por diciembre Thanya y yo hacemos una fiesta especial de presentación de la nueva colección.

Thanya: Justo ahora estamos muy clavadas en hacer más piezas con ciertos significados, distintas a lo que ya han visto.

Camila: Es una fiesta privada y luego hacemos una venta. Vamos a sacar algunas cosas en colaboración con artistas plásticos. Ya hay piezas nuevas en la página y en los puntos de venta.

Puedes adquirir la joyería de Resurrexión en su sitio y encontrar sus novedades vía Instagram y Twitter. [m]