#fosacomun
Una columna de Martín Rangel

 292072-18661044-_MG_8813adj_jpg

TRAD :: Martín Rangel

Emily Berry nació en Londres en 1981. Es autora del poemario Dear Boy (Faber & Faber, 2013). Más información sobre Emily aquí: https://literature.britishcouncil.org/writer/emily-berry.

Cosas hermosas de Freud

A cento

Te tengo malas noticias

No soy sino un signo, una sombra vertida en papel

Si pudieras ver las cosas como las veo ahora…

Árboles cubiertos de flores

Los restos de mi yo físico

¿En verdad crees que soy bonita?

Querido, he dicho un montón de mentiras últimamente

Si pudiera saber qué estás haciendo ahora…

¿De pie en el jardín, contemplando la calle desierta?

No una sirena, sino un adorable ser humano

Todo esto me recuerda al hombre que intentaba salvar una jaula para aves

[de su casa en llamas

(Me siento obligada a expresarme poéticamente)

Normalmente no cazo reliquias, pero…

Fue esta escena de mi infancia…

(Mi madre…)

No pude dejar de pensar: hay tanto de salvaje en su mirada

…como si ella nunca hubiera existido

La verdad es que no la he visto aún bajo la luz del sol

La distancia debe permanecer distancia

Algunos edificios orgullosos; tu foto encantadora

Esta pérdida es muy difícil de aguantar

Suenan campanas, no sé bien por qué

La falsedad es aquello que convierte las autobiografías en cosas sin valor

Ayer y hoy han sido malos días

Este sentimiento oceánico, continuos monólogos internos

Dije “Todas las cosas hermosas que no he dicho se quedarán así, en silencio”,

y una inundación se tragó mi escritorio

Berry-Emily-RGB-300